Citius, altius, fortius… y más barato que lo tuyo.

Hola amigos, ¡qué jodida es la crisis!… es tan jodida que no nos podemos parar a pensar en las cosas importantes de la vida… por ejemplo, ¿a dónde van las hostias que nos gustaría dar y no damos?

Muchos ya sabéis que este tema me inquieta, casi tanto como ¿a dónde van los botellines que invitamos y no tomamos? ¡a ver si nos vemos y nos tomamos un botellín!… y los botellines ahí, en el limbo de las bebidas alcohólicas de baja graduación…. al lío.

Siempre digo que todos tenemos un “amigo”, que de todo sabe, de todo tiene, además mejor que lo tuyo y, oh sorpresa, le ha costado menos que a ti… amén de estar suscrito a todas las revistas “técnicas” del mundo (“Joder con asnos & wines”, “Supertetas… Caídas”, “Muy Impertinente”, “Depilación Extrema”… ) y tener en el móvil (mejor que el tuyo y más barato, of course) todas la app imprescindibles para reventarte la vida con datos inútiles. Y pasan cosas:

– ¡Hombreeeeee!

– Alfonsas tío, qué mala cara tienes, seguro que duermes mal, no como yo que me he pillado un “equipo de descanso” nuevo en Ebay, que según el último número de la “Supercolchón Extreme” es el mejor del mundo, con relleno de pelo de coño de Marmota Etrusca, muelles de metal reciclado de ortodoncia de infanta de familia real europea, la funda es de forro de los huevos de monje tibetano… sólo se han fabricado 4 en el mundo y me lo ha vendido tirado de precio un tío caprichoso de esos que hay por ahí.

– No tío, mi colchón está bien, es que tengo unos vecinos nuevos y ella grita durante el acto sexual.

– Bueno, joder, pero el “equipo de descanso” hace mucho…

– Ni pero, ni colchón, ni hostias, todo el día riquiracariquiraca, no pego ojo, encima cuando paran estoy to’ berraco, me pongo cariñoso y la Sra. Satanopoulas me manda al sofá…

– Buaaaaah, esos no gritan nada comparados con mis vecinos de la parcela, que están a 12 kilometros de mi piso y se les oye, eso es gritar amigo, cada vez que echan un polvo tienen que avisar al Instituto Geográfico Nacional para que alerten a las estaciones sísmicas de la zona porque falsean los resultados de los aparatos, tú no tienes ni puta idea de lo que es gritar echando un polvo, los ecologistas les han denunciado porque las rapaces de la zona han variado sus hábitos de reproducción… mira si folla bien mi vecino, que un día mi mujer me dijo que tenía ganas de echar un buen polvo y me fui pedirle a mi vecino que se lo echase él y la hiciese gritar en condiciones.

– Lo normal…

– Y te voy a decir una cosa, que mi vecina, al lado de mi mujer, ni puta idea de gritar… mi mujer no es que gritase, es que es una Montserrat Caballé del orgasmo, una María Callas del climax sexual, está nominada a los Grammy de gritar follando de este año.

En ese momento pensé “Díos que buenas hostias había que darte…”, estoy convencido que además de saber de todo, me lee el pensamiento porque empezó a decirme.

– Ya no, que hace una semana, me dieron una somanta de hostias como no te han dado una en tu puta vida, pringao. Un tío se saltó un semaforo y me rozó el coche, yo me bajé y le dije que si me daba que me diese en condiciones, un buen golpe, que si tengo el mejor seguro del mundo según “Nosoloatercerosylunas”, a todo riesgo y sin franquicia, es para algo, que a mí nadie me da una hostia con el coche sin que me tenga que recoger una ambulancia, además tengo el mejor seguro médico del mundo, según la “Curacuritasana & Fitness”, que eran unos pringaos y unos muertosdhambre… se bajaron del coche dos tíos como dos armarios roperos y se liaron a darme hostias…

– ¿Y que hiciste?

– Cojones, pues decir que parasen, a mí si me pegan una paliza me la pegan en condiciones, me fui al maletero y saqué un bate de beisbol oficial de la MLB, se lo pasé y ahí si que me dieron en condiciones…

– Te quedarías agusto

– No creas, uno de los dos llevaba playeros y las patadas en la boca si no son con zapato italiano no son patadas ni son nada… Eso pasa por pelearme como desgraciaos como tú.

En este momento pensé “no te venía poco bien a ti una cura de humildad” y aquí confirme que sí, que lee la mente porque me miró fijamente y dijo:

– Una cura de humildad, una cura de humildad,  no tengo ni puta idea de que iglesia es esa de la humildad, pero tengo en casa la revista “Confesiones Religiosas of the World”, y te juro por mis muertos que mañana tengo aquí a la mejor cura, cuatro monjas, dos obispos y al sumo pontifice de esa jodida iglesia… y al mejor precio…. cambiando de tema, tu vecina grita poco, tu problema es el “equipo de descanso” te lo digo yo…

Buen fin de semana amigos, que la fuerza os acompañe.

PD. Vótame en los Bitácoras, pinchando aquí, que a mi madre le hace mucha ilusión, más que hace una semana… y ya es decir.

Photo Credit: Kristina Alexanderson

Anuncios

Un comentario en “Citius, altius, fortius… y más barato que lo tuyo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s