Microrelatopoulas de amores imposibles.

Otro martes de febrero a las 23:45 horas, como todos los martes desde que se vieron por primera vez, Luis Mariano se arrodilla en plena calle a su paso.

VROOOOOOOOOOM! PSCHHHHHH! GLORPGLORPGLORPBURP! PSCHHHHHHHHHHHH! VROOOOOOM!

– ¿Qué es VROOOOOOOOOOM! PSCHHHHHH! GLORPGLORPGLORPBURP! SCHHHHHHHHHHHH! VROOOOOOM! ? dices mientras clavas la luz de tus faros halógenos en mi pupila azul.

¿Qué es VROOOOOOOOOOM! PSCHHHHHH! GLORPGLORPGLORPBURP! PSCHHHHHHHHHHHH! VROOOOOOM! ? ¿Y tú me lo preguntas?

VROOOOOOOOOOM! PSCHHHHHH! GLORPGLORPGLORPBURP! PSCHHHHHHHHHHHH! VROOOOOOM! … eres tú – responde Luis Mariano, enardecido.

– A ver, barbitas, todos los putos martes igual, o le apartas tú o esta vez sí que me lo llevo por delante, que hace un frío de cojones y llevamos retraso – grita el conductor.

– Luis Mariano, deja de meterle fichas al camión de la basura y vamos para casa… que me tenéis hasta la polla el camión de basura y tú, tú y el camión de la basura … y nos vamos.

Inspirado en la cuenta de twitter @losbasureros (tremenda cuenta)… bueno y en Gustavo Adolfo Becquer un poco, en versión libre, también es cierto.

Photo Credit: Mikael Persson

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s